Este miércoles por la mañana en el Obispado de Torreón, Mons. Luis Martín Barraza, dirigió una rueda de prensa donde dio a conocer los pormenores de las celebraciones de la ya cercana Semana Santa. Luego de referirse a los oficios propios de esas fechas abordó el tema de la pederastia clerical en Coahuila, donde se especuló que dos sacerdotes de Torreón habrían cometido tal delito; sin embargo hasta la fecha se desconoce los nombres de las víctimas y victimarios, aunado a que hasta el momento no existe denuncia formal ni en el Ministerio Público, ni en las instancias eclesiásticas; no obstante el obispo de Torreón, dijo que en caso de existir algún sacerdote de su diócesis que incurra en tal delito, no encontrará cobijo ni protección por parte de la diócesis, pues todos los sacerdotes o ministros de culto son ciudadanos como cualquier otro y por tanto si hubiese una acusación contra ellos, la autoridad competente no debe pedir permiso a nadie (ni al obispo) para proceder el contra de ellos, pues no tienen privilegios y han de responder a las autoridades como cualquier otro.

Dijo desconocer de casos concretos y haberse sorprendido al leer en la prensa tales declaraciones, también comentó que se hará valer la autonomía de poderes entre Iglesia y Estado Laico, que actúa libre de la tutela religiosa.

Finalmente dijo que era vergonzoso que la Iglesia actuara condicionada por las leyes y no por amor a la espiritualidad y al Evangelio, las cuales si se vivieran con plena convicción no desencadenarían en actos tan vergonzosos como el delito de pederastia.

Compartir
Artículo anteriorSanta Matilde, Reina
Artículo siguienteSan Longinos, Mártir
Nací el 3 de octubre de 1985, originario del Ejido San Agustín en el Municipio de Torreón Coahuila México, Realicé mis estudios en la escuela primaria del Estado "Liberación Proletaria", ubicada en la misma localidad; los estudios de secundaria fueron realizados en la escuela "Profesor José Rodríguez González, que se ubica en el centro de la ciudad de Torreón; mi educación preparatoria fue un poco accidentada, inicié dicha etapa en el "Centro de Estudios Tecnológicos y de Servicios #59" ubicado a espaldas de "Soriana Constitución" (Empresa de Súper Mercado Lagunera) en la ciudad de Torreón; sin embargo, permanecí en esa institución sólo un año (2001-2002), el 23 de agosto del año 2002 decidí Ingresar a la Preparatoria "Instituto Ciencias Humanas" (Seminario Menor), que se encontraba en el Ejido San Agustín, (donde sigo viviendo [hoy ya no existe dicha preparatoria, pues se transformó en el "curso Introductorio"]); no obstante en dicha escuela permanecí sólo dos años (2002-2004), para terminar los estudios de preparatoria en la "Escuela de Estudios Comerciales Computacionales y Fiscales" (ESCOFIS) donde sólo estudié un año (ciclo 2004-2005); en agosto del año 2005 ingresé al Seminario Diocesano de Torreón a la etapa del Curso Introductorio "San José" en el Ejido San Agustín, al año siguiente emprendí los estudios filosóficos en el "Seminario Mayor Santa María Reina", los cuales concluí en el año 2009; en ese mismo año ingresé a la etapa teológica en el mismo Seminario Diocesano, en junio de 2012, finalicé el tercer año de Teología, en enero de 2013 ingresé a la Congregación de los Hijos del Inmaculado Corazón de María (Claretianos) en la Ciudad de México concluyendo los estudios correspondientes a la teología en el Instituto de Formación Teológica Intercongregacional de México (IFTIM). Desde Noviembre de 2013 laboré en el Centro Pastoral Casa Saulo en la ciudad de Torreón, conocido popularmente como "Centro Saulo". Actualmente trabajo en la parroquia Inmaculado Corazón de María en la colonia Torreón Jardín.

Deja un comentario